miércoles, 5 de octubre de 2011

Que las hay, las hay…


La rubia vedette no tiene problemas en exponer los dramas de su vida privada. Es más, las últimas horas que ocupó en pantalla fueron acompañadas por varios litros de lágrimas.

Sin embargo, muy pocos saben que la impactante mujer se dedica a hacer “trabajos” que tiene que ver con brujerías. Y es por eso que muchos no creen en sus lamentos y piensan que sólo es una estrategia para seguir haciendo sufrir a quienes la tengan como enemiga. FUENTE: exitoina

0 comentarios :

 
Ir arriba